Zonales del Petronio Álvarez se harán en Popaýan

Las notas musicales de los violines caucanos, instrumentos que los campesinos Afro del norte del Cauca aprendieron a tocar a escondidas y viendo como búhos interpretados en manos de sus amos, llegan este sábado a conquistar el público de la ciudad de Popayán.

“Yo aprendí a tocarlo viendo y sintiendo cómo la música me viaja por las venas hasta el corazón y sintiendo cómo esa música me baja a las piernas, como extraños cosquilleos que nos pone a bailar y a cantar”, asegura Sabino Lucumí, director del grupo Caña Brava del corregimiento de la Toma, en Suárez Cauca.

Los violines caucanos, hermanos del violín Stradivarius, según cuenta la tradición, los negros esclavizados se apropiaron de él hace más de 300 años, para hacerlos parte de su cultura y tradición. Inicialmente fueron fabricados con tacos de guadua y crines de caballo, instrumento rústico de donde surgen los sonidos de los bambucos, torbellinos y fugas.

“Este instrumento es como nosotros, como nuestras almas, andariegas, que van de fiesta en fiesta con sus notas y se meten en los velorios con sus arrullos, en los casamientos para el festejo, en los cumpleaños para aplaudir la vida y alegrar cuanta celebración encuentra”, dice el maestro Virgilio Llanos, director de Son del Tuno, agrupación que llega a Popayán desde El Patía.

Por primera vez, la tradición de los violines afrodescendientes, que luego de más de tres siglos sigue presente en poblaciones nortecaucanas como Buenos Aires, Santander de Quilichao, Suárez, Puerto Tejada, Guachené y Caloto y un poco más al sur del departamento, en El Patía, llegan a la Ciudad Blanca, gracias a las gestiones realizadas por la Corporación Mixta de Turismo y la Gobernación del Cauca, con el apoyo de la Alcaldía de Popayán, el Teatro Municipal Guillermo Valencia, la Industria Licorera del Cauca, Indeportes Cauca, la Cámara de Comercio del Cauca, la Fundación Universitaria de Popayán y los hoteles Puerta del Sol, Ciudad Bonita y Valle de Pubenza.

Este sábado 12 de mayo, desde las 3:00 p.m., en el Teatro Municipal Guillermo Valencia, 19 agrupaciones tendrán la oportunidad de expandir sus fronteras, a través de sus notas musicales y conquistar un público que empezará a enamorarse y a reconocer como propia la identidad de una cultura negra de su departamento.

Las próximas zonales se realizarán en Bogotá el 18 de mayo; de la capital de Colombia el equipo de selección de Festival se traslada a Istmina Chocó, en donde el 20 de mayo escuchará a las agrupaciones inscritas en esta región, luego será el turno para Guapi el 2 junio y Tumaco 9 junio.

En total, 138 agrupaciones de 44 municipios participarán de las siete zonales; las 44 mejores agrupaciones llegarán a las semifinales en Cali, del 15 al 19 de agosto próximo, con la ilusión de ganar el Bombo Golpeador y ser reconocidos como embajadores de la cultura de la región Pacífico de Colombia.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password

error: